14 de abril de 2014

EE.UU. Y LA FALSA REVOLUCIÓN EN UCRANIA

Foto: Maidan ¿Revolución pacifica?

La oportunidad suele ser uno de los factores claves a la hora de desencadenar un conflicto, no solo cómo y con qué medios cuentas sino «cuando». En Ucrania se desataron las hostilidades provocadas por mercenarios a las órdenes de EE.UU y sus aliados durante los Juegos Olímpicos de Sochi 2014, esperando que Rusia respondiera y la repercusión mundial fuera mucho más alta intentando crear un rechazo internacional que durante el evento hubiera sido muy dañino para Rusia.

Putin esperó pacientemente supongo que para no tomar decisiones precipitadas, probablemente sopesó la respuesta y el marco, lo cual le llevó a dejar que los hechos transcurrieran al igual que los JJ.OO. y cuando estos pusieron su punto y final (ahora se están disputando los JJ.OO paralímpicos pero su repercusión mundial es mucho menor) Rusia implementó sus propias acciones en respuesta a la toma del poder en Ucrania por «bandidos», como han sido definidos por varios dirigentes de Rusia entre otros. Entre tanto salia a la luz la conversación entre la secretaria de Estado adjunta, Victoria Nuland, y el embajador de Estados Unidos en Kiev, Geoffrey R. Pyatt, en la cual queda evidenciada la conspiración occidental para cercar a Rusia.

Delta, jefe de la unidad israelí en la plaza Maidan

Hoy mediado marzo de 2014 sabemos que mercenarios entrenados por EE.UU. han sido introducidos a través de la región de Odesa, que en Maidán han actuado fuerzas especiales israelíes, perfectamente entrenados para este tipo de combates cuerpo a cuerpo, que mercenarios terroristas yihadistas de Al Qaeda ubicados en Siria han sido trasladados a Ucrania. Tanto los anteriores como los grupos neonazis autóctonos del país han protagonizado la mayoría de los actos violentos de semanas atrás y sin embargo en los medios de los países autistas (occidentales) son presentados como la legítima respuesta del pueblo ante una élite oligárquica que ha saqueado Ucrania desde hace 20 años. Que curioso que en España y otros países como nosotros, los verdaderos descontentos con un sistema político o con una serie de decisiones económicas abiertamente lesivas para la ciudadanía son presentados como desalmados radicales, violentos y sin moral. Curioso ¿verdad?

Así por tanto, EE.UU. y la U.E. ahora que han llevado a cabo sus planes, tienen que resolver como solucionar el tema económico dada la situación de «default» en la que ha entrado el gobierno de Ucrania y que los promotores aseguraron que solucionarían aportando ingentes cantidades de dinero que en principio no tienen (EE.UU. y U.E.)

En el siguiente artículo de Thierry Meyssan se analiza la situación en la que aporta los elementos claves de este golpe de estado «light».

Foto: Maidan ¿Revolución pacifica?